abogado de divorcios en Sevilla Abogados Sevilla

Separarse nunca es una opción fácil. Contratar a un buen abogado de divorcios en Sevilla es una de las partes imprescindibles si quieres que este proceso se resuelva de forma rápida y efectiva. Son muchas las parejas que acuden a nosotros preguntándose cuál es la mejor forma de realizar este proceso para que los más pequeños de la casa lo pasen sin problemas.

En muchas ocasiones, los matrimonios deciden seguir adelante por los hijos, llegando a un punto de no retorno que lleva al divorcio. En todo momento habrá que tener presente al menor para poder actuar siempre en su beneficio, intentando que su vida se vea lo menos posible alterada y cuidando que no sufra.

Cuando la decisión está tomada

Lo mejor es demostrar a los hijos que seguiremos estando presentes y haciendo lo mejor para ellos. Cuando ellos no ven bien a los padres, tampoco son felices. En estos momentos es habitual acudir a terapia con un profesional y tener especial autocuidado para intentar proteger la salud mental tanto de los niños como de los padres.

Informarles en todo momento

Cuando demos la noticia del divorcio debemos de informarles con todos los detalles de cómo su vida se verá afectada. A su vez, también decirles cuál será su nueva rutina, dónde van a vivir, quién les buscará a la salida del colegio o en las actividades extraescolares… Es importante no dejar hueco a la duda o la incertidumbre. Si saben en todo momento lo que va a suceder estarán más tranquilos y podrán aceptarlo mejor.

Es un completo error intentar esconder la situación o los cambios a los más pequeños. A la larga los niños no tendrán una sensación de confianza con los padres y se sentirán engañados. El proceso debe de ser siempre claro y debemos estar seguros de que entienden lo que está ocurriendo.

Siguen siendo sus padres

Es importantísimo que sepan que los padres se están divorciando entre sí, pero que eso no implica que dejen de ver a sus hijos. En ocasiones puede resultar difícil, pero es necesario no hablar mal del otro progenitor delante del niño para evitar que crear conflictos o distorsionar la imagen de la otra persona.

Los padres deben de seguir transmitiéndole su amor y seguridad, dando lugar a una lección sobre la gestión de las emociones.

La vía de mutuo acuerdo

La mejor opción siempre será la vía de mutuo acuerdo. Permite que los niños vean que los padres siguen teniendo buena relación. Es importante mantener las rutinas de los pequeños durante el tiempo que dura el proceso de divorcio. El hecho de acudir a la vía del mutuo acuerdo supone evitar que haya un proceso judicial mucho más largo que podría hacer sufrir aún más a los niños.

En Asencio Cantisan contamos con especialistas en divorcios para que puedas iniciar los trámites de forma eficiente. Cuenta con un buen abogado de divorcios en Sevilla que vele por la seguridad y la tranquilidad de tus hijos para que no vean altamente alteradas sus vidas con esta nueva situación.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *